Dra. Natalia Téllez Baquero.

Pediatra Neonatóloga con Diplomado en Estimulación del Neurodesarrollo y Posgrado en Nutrición Pediátrica en los Primeros Mil Días.

dranataliatellez@gmail.com
Instagram: @goldenhourmexico
Facebook: @goldenhourmexico

¿Qué son los tamices?

Conoce la importancia de los tamices.

Es fundamental hablar de la importancia que tienen las pruebas de detección para recién nacidos, pues cada una ellas buscan descartar trastornos metabólicos, genéticos y del desarrollo en nuestros bebés.

Esto permite tomar medidas antes de que se presenten síntomas y localizar padecimientos que son tratables si se detectan a tiempo.

Los 5 tipos de tamiz indispensables.

Existen varios tamices, los genéticos, neonatales, prenatales, auditivos, visuales, ortopédicos, etc. Todos son pruebas muy sencillas y rápidas donde no ponemos en riesgo la salud ni el bienestar de nuestros bebés. 

Tamiz neonatal.

Es una prueba que se realiza a todo recién nacido entre el tercer y séptimo día de vida.

Consiste en hacer una pequeña punción en el talón para tomar unas pocas gotas de sangre y así determinar la existencia de enfermedades metabólicas poco frecuentes que no son detectables a simple vista.

A nivel mundial es obligatorio el tamiz básico (6 elementos) pero se puede realizar el ampliado (50 elementos o más).

El tamiz cardiaco neonatal.

Es una prueba sencilla, no dolorosa y rápida para descartar enfermedades congénitas graves del corazón, que se debe realizar a las 24 horas de nacido; teniendo en cuenta la saturación de  oxígeno en sangre. 

Tamiz auditivo.

Es una prueba sencilla, rápida, sin dolor ni molestia por medio de unos audífonos pequeños que se colocan en ambos oídos del bebe y nos ayuda a descartar hipoacusia o sordera congénita de uno o ambos oídos. Se debe realizar antes del tercer mes de vida

Tamiz oftalmológico.

Este examen lo realiza un oftalmólogo pediatra durante el primer mes de vida y descarta alteraciones congénitas de los ojos y verifica el riesgo de otras enfermedades durante el primer año de vida. 

Tamiz ortopédico.

Con este examen podemos valorar si existe la displasia del desarrollo de la cadera, que es una alteración que deja secuelas graves y puede tratarse sin cirugía en los primeros 6 meses de vida, por lo que la detección oportuna antes de los dos meses de vida es de suma importancia.

Este tamiz es la única herramienta para detectarlo y consiste en un estudio sencillo por medio de un ultrasonido de cadera donde el ortopedista pediatra hace la valoración y diagnóstico.

Lee también: Oxitocina, la hormona del amor.

Nuestros Productos